Odisea 23

Os presento “Odisea 23″, un eurogame espacial de recursos, construcción y desarrollo ambientado en el espacio de un hipotético año 2250.  Es un juego para 2-4 jugadores, a partir de 12 años y con una duración media de 20 minutos por jugador aproximadamente.
Se trata de mi proyecto número 58.

Lo primero de todo es hablar de los componentes del juego. El tablero central se compone de losetas hexagonales por donde los jugadores moverán sus naves explorando la galaxia. Se mezclan las losetas de planetas con las de universo vacío y se forma un esquema sin descubrir con dichas losetas. Dependiendo del número de jugadores, este “universo” será más o menos grande. Por ejemplo, en partidas de cuatro se harán cinco filas de losetas, donde la primera, tercera y quinta tendrán 7 losetas, mientras que la segunda y cuarta tendrán 6 losetas (por tanto el tablero se compondría en este partida de 33 losetas: 8 con planetas y 25 con universo vacío). En la siguiente imagen vemos el tablero central con todas las losetas bocabajo, ya que la partida aún no ha comenzado. Sólo están a la vista las losetas iniciales de los jugadores rojo y amarillo, que han situado sus naves sobre ellas.

Aparte de este tablero existen paneles de planeta en grande, ya que cada vez que un jugador descubre una loseta de planeta, éste es desplegado sobre la mesa y ya se mantiene aquí durante toda la partida. En los planetas existe un recuadro que indica cuántas cartas de recurso se colocarán aquí tras ser desplegado el planeta. Las cartas de recurso pueden ser exploradas y posteriormente extraídas con las acciones de los jugadores, con el fin de conseguir recursos para sus construcciones y objetivos. La siguiente imagen muestra algunas cartas de recurso. El número en gris es la cantidad de “ferrum”, mientras que el naranja es el “vulcanio”. El número blanco enmarcado en un cuadrado rojo en el centro de la carta indica la dificultad de extracción (hay que sacar esta cantidad o más con dos dados).

Además de los planetas también se pueden explorar las losetas de universo vacío. Si el jugador realiza esta acción consigue una carta de exploración, que otorga diversos beneficios inmediatos o aplicables a otras acciones. A su vez coloca un indicador de “explorado” sobre la loseta de universo para señalar que esa loseta ya está explorada y por tanto no podrá volver a serlo en toda la partida. Otras cartas son las de objetivos. Si se cumplen las condiciones descritas en las cartas el jugador obtendrá los beneficios señalados. Las cartas de objetivo se consiguen en la sala “archivos” de la nave. También hay marcadores de daño que sirven para indicar las salas de la nave que han sido dañadas fruto de un ataque de otro jugador. En la siguiente imagen se muestran algunos de estos componentes.

Cada jugador tiene, además, un panel de nave donde se ven las salas existentes, que son 6. Cada una de ellas tiene su función, y para activarlas es necesario que haya algún robot del jugador en ella. Si hay varios robots en la misma sala el jugador podrá realizar varias veces la función utilizando una sola acción. En la imagen vemos la nave del jugador rojo, en la cual se encuentran dos robots: uno en la sala 2 (la armería, desde donde se pueden atacar otras naves) y otro en la 5 (sala de mandos, para mover la nave por el espacio, o bien aterrizar o despegar de un planeta). También vemos que sus marcadores indican que tiene 3 unidades de ferrum, 3 de vulcanio y 3 puntos de victoria. Las salas de la nave también se pueden mejorar para que sus acciones sean más potentes.

Muy importantes son también las cartas de asentamiento, también llamadas edificios. Cada jugador tiene 8 que puede construir en la superficie de los planetas. Cada uno de estos asentamientos o edificios tiene su función específica que puede ser activada por las acciones de cada jugador. Los edificios también pueden ser atacados por los robots rivales, por lo que se le daría la vuelta a la carta para mostrar el lado “dañado”, y el edificio estaría inactivo hasta que el jugador propietario lo repare. En esta imagen encontramos varios planetas descubiertos donde los jugadores han aterrizado sus naves y construido varios edificios.

Las acciones son muy variadas. En su turno, el jugador puede realizar dos, ya sean iguales o diferentes. En la nave hay 5 salas utilizables, ya que la sexta es un generador de energía para los robots, y cada una de estas salas tiene sus propias acciones, como mover la nave, destilar recursos, atacar, construir robots o mejorar salas, conseguir cartas de objetivo… Pero además hay otras acciones que se hacen fuera de la nave y que no necesitan de la presencia de ningún robot: explorar espacio, extraer recursos o activar asentamiento. Otras que sí necesitarían robots serían explorar planeta y construir, destruir o reparar un asentamiento. Con las diversas acciones y las cartas obtenidas los jugadores van sumando puntos de victoria. El primero en alcanzar 15 puntos se proclama inmediatamente ganador de la partida.

En la siguiente imagen vemos una partida para dos jugadores desplegada sobre la mesa recién terminada.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Facebook comments:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>